SIN MIEDO A LOS NÚMEROS

SIN MIEDO A LOS NÚMEROS

Al llegar al nivel primario es necesario profundizar y afianzar los conocimientos matemáticos y estos procesos suelen ser vividos con mucha ansiedad por algunos niños.

SIN MIEDO A LOS NÚMEROS 1    La clave está en mostrar que las matemáticas pueden ser divertidas y placenteras porque se puede jugar con ellas. Los juegos permitirán ampliar los conocimientos y manipularlos de manera que puedan transformarse en cotidianos, además de permitir que el niño vea por sí mismo que puede auto-superarse.

Los juegos más simples que encontramos son los que involucran las operaciones matemáticas básicas: suma, resta, multiplicación y división. A través del juego el niño irá incorporando la dinámica de estas operaciones desde el trabajo con números sencillos hasta llegar a los números decimales. Existen juegos para cada etapa donde el niño podrá explorar, formular y utilizar el pensamiento lógico. Estos juegos también permiten hacer seriaciones de dos o tres cifras, hacer cálculos mentales, representar los números en la recta numérica, etc.

SIN MIEDO A LOS NÚMEROS 2

De esta manera lúdica se pueden transitar todos los años correspondientes a la primaria. En las últimas etapas se encuentran juegos que apuntan al conocimiento de números de muchas cifras, números negativos, potencias, operaciones con números decimales, números romanos (por qué los conocemos y los necesitamos), etc. De este modo se van incorporando conocimientos más avanzados propios de las matemáticas y se va desarrollando el pensamiento abstracto.

SIN MIEDO A LOS NÚMEROS 4    Otro tipo de juegos son los que apuntan al conocimiento de las magnitudes y su manejo, entre ellas: magnitudes de capacidad, de medida lineal o de áreas, pesos, cambio de unidades, equivalencias entre unidades de medida, etc. De modo que el niño desarrolle la capacidad de planificación y la gestión de recursos, elementos fundamentales para la vida diaria. Por tal motivo este trabajo también desarrolla en el niño la socialización porque son trabajos que tienen que ver con la interacción cotidiana de los seres humanos y con cuestiones culturales de cada país o región.

Además de todo lo expuesto podemos encontrar juegos con problemas cotidianos de compras, recortes de telas, problemas que involucren distintas medidas de capacidad o peso, etc. Aquí el niño comprueba la utilidad más directa que tienen las matemáticas ya  que en el mundo en el que vivimos estamos todos los días haciendo algún cálculo matemático.

Dejar un comentario

*